Volver

En la Región de Coquimbo, Teck Carmen de Andacollo realiza un trabajo permanente con la comunidad, lo que le permite identificar junto a ella temas relevantes para las personas y la ciudad, en los cuales la compañía puede contribuir.
Fue el caso de la remoción de relaves históricos, no relacionados con sus operaciones.

En 2009 Andacollo fue declarado zona saturada por material particulado en suspensión. Los relaves históricos abandonados, que no estaban relacionados con las operaciones de Teck, representaban un problema ambiental importante para la comunidad. Por esta razón, y tras constatar que contaba con las habilidades y los equipos necesarios, la empresa decidió adquirir los terrenos y, en conjunto con la comunidad, comenzar la remoción de dichos relaves, ubicados en la zona urbana de Andacollo.

El objetivo era contribuir directamente con el plan de descontaminación de la comuna, mejorando la calidad de vida de sus habitantes. En el desarrollo de este proyecto, la compañía trabajó en conjunto con los vecinos, tanto para identificar esta necesidad como para preparar y presentar la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) ante el Servicio de Evaluación Ambiental, la que fue aprobada por unanimidad.

Hito ambiental y de participación ciudadana

“La iniciativa, liderada voluntariamente por Teck Carmen de Andacollo, representa un hito ambiental en Chile, debido a que es la mayor extracción de relaves, en cuanto a volumen, en la historia de nuestro país (…). Además, es la primera Declaración de Impacto Ambiental de la nueva legislación medioambiental que considera la participación ciudadana y que se elabora en conjunto con la comunidad”, destaca el Ministerio de Medio Ambiente en su sitio web.

El proyecto se trabajó desde sus inicios conjuntamente con los residentes y con las autoridades locales y regionales. A lo largo de todo el proceso, la comunidad participó activamente, de manera directa y a través de las juntas de vecinos y de la Agrupación para el Control del Medioambiente y Desarrollo Comunal de Andacollo (CMA). En una primera etapa, se realizaron reuniones para definir
cómo abordar el tema. Luego se consultó el parecer de los vecinos, tarea que realizó CMA, recogiendo sus opiniones y aportes.

En octubre de 2012 comenzaron los trabajos de remoción de dos tortas de relaves, labor que concluyó en mayo de 2013. Se completó la extracción de más de 250 mil toneladas de material y se liberó una superficie de 10 mil metros cuadrados, en los cuales se emplazarán proyectos abiertos a los habitantes de la zona. La mitad del terreno liberado se entregaría al municipio y en el espacio
restante, Teck planea desarrollar un espacio para beneficio de la comunidad de Andacollo, relacionado con el deporte y la educación.

Teck2

Situación de los relaves 2013.